El Doctor Marc Vigoda, Jefe de la unidad de Radioterapia del Centro Médico Hadassah, ubicado en el instituto Sharet de Oncología, relata; “La llegada de este nuevo avance tecnológico, nos dirige a un nivel completamente nuevo en la manera de suministrar radioterapia a los pacientes.”

El Dr. Vigoda explica, que dentro del proceso de suministro de radioterapia a personas que padecen de cáncer, la velocidad y el tiempo juegan un papel esencial. Lo anterior se debe a que en el proceso de transmisión de radioterapia, muchas de las células sanas son destruidas. Con este nuevo sistema, los radioterapeutas pueden suministrar dosis más altas de radiación en menor tiempo y a la vez tener un mayor control. Un tratamiento que solía tomar un mes, ahora puede ser completado en una semana.

El Dr. Vigoda comenta “El sistema es tan avanzado, que es capaz de localizar un tumor extremadamente pequeño y dirigirle radiación incluso estando éste cerca de un órgano vital” en el pasado “a menudo nos preocupábamos por dañar órganos que estuvieran localizados cerca de los tumores.”

Anteriormente, un tumor que estuviera ubicado cerca de la columna vertebral resultaba extremadamente difícil o casi imposible de operar, sin la posibilidad de suministrar a éste radiación. Con el nuevo acelerador “Novalis Turebeam STx2016” es mucho más sencillo identificar tumores letales y destruirlos. En una situación en la que existieran varias metástasis, en el caso de cáncer de cerebro, éstas podrían ser irradiadas simultáneamente reduciendo el riesgo al paciente y proporcionando una radicación mucho más efectiva.

Una de las múltiples características del sistema, es que tiene forma de un sofá robótico, en el cual el paciente se recuesta durante el tratamiento. El sofá rota en diferentes direcciones, permitiendo alcanzar la máxima precisión en la manera en la que se posiciona al paciente durante el tratamiento. Durante la terapia de radiación, el sistema esta constantemente supervisando al paciente, fotografiándolo para que el médico pueda evaluar la información que el sistema va arrojando en tiempo real. Además de lo anterior, este sistema incluye un mecanismo que esta al tanto del patrón de respiración del paciente en las diferentes posiciones durante el tratamiento asegurando la máxima precisión apuntando hacia el tumor.

El Profesor Tamar Perez Jefe del Instituto de Sharet comenta; “Este es uno de los mejores aceleradores en el mundo, los pacientes seguramente gozarán de una mejor calidad de vida durante el tratamiento.”

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone