Más de 15 libras. Esa es la cantidad de peso que Rachel, de 47 años, perdió al participar en el programa Ambassadors for Health del Centro Médico Hadassah.

Un proyecto del Centro de bienestar cardiovascular Linda Joy Pollin de Hadassah para mujeres, el curso de tres meses  llamado “Embajadores de la Salud” el cual empodera a las mujeres que trabajan en el sector público para lanzar iniciativas de salud en sus ministerios.

Entre las iniciativas sugeridas figuraban opciones de almuerzo más saludables en la cafetería y ejercicio durante el día de trabajo, realizando simples actos como distanciar las impresoras de las estaciones de trabajo, patrocinando conferencias para promover un estilo de vida saludable y llevando técnicos de laboratorio a la oficina para controlar la presión arterial de los trabajadores.

“Hay muchos programas de salud dirigidos a los niños y oportunidades para los jubilados”, señala la Dra. Donna Zfat-Zwas, directora del Pollin Center, “pero la mujer trabajadora se queda corta. El proyecto Embajadores de la Salud llega a mujeres que trabajan en el sector público. Los cambios de estilo de vida que hacen afectarán positivamente a sus familias”.

La Dra. Zfat-Zwas informa que solo este año, el proyecto afectará directamente a 14,000 trabajadoras gubernamentales de todos los sectores de la sociedad. “El gran impacto de este proyecto es asombroso”, dice ella.