Todo ocurrió en los Juegos de las Maccabiadas numero 20, los Juegos Olímpicos de judíos en Jerusalén, cuando de repente una atleta de Alemania, cayó sobre una competidora de México. “Escuche mi hueso romperse, realmente dolió” Dijo Tania Hafif, competidora de México.

Tania Hafif, una estrella de futbol soccer del equipo mexicano, fue trasladada a urgencias por una ambulancia al Hospital Hadassah, en la sala de emergencias de Ein Kerem, donde fue atendida por el Doctor Gabriel Fraind, residente de cirugía ortopédica en Israel, que había competido en las Maccabiadas en el equipo mexicano hace 12 años.

“Dr. Fraind me mostró las radiografías, la ruptura al final de mi clavícula y los ligamentos rotos” recuerda Tania, “Él comprendió lo decepcionada que estaba de estar marginada por el resto de los juegos y no poder jugar con mi equipo”.

Dr. Fraind relata: “A pesar de la compleja y dolorosa fractura, esta chica valiente sonrío mucho y sólo quería regresar al campo, si no hoy, al menos para las semifinales” 

Durante las Maccabiadas, que constituyen el tercer evento deportivo más grande del mundo, los médicos de Hadassah asumen un papel único: voluntarios cientos de horas para asegurar que todos los atletas y visitantes cuenten con ayuda médica de expertos. Cien médicos se han ofrecido para atender a los 10.000 participantes de 85 países, compitiendo en 45 deportes diferentes, desde el tiro con arco hasta la lucha libre”.

“Todo el mundo es muy amable aquí, los dos últimos partidos fueron los más importantes y los mejores de mi vida, y espero que mi equipo me traiga medallas de oro. Mis compañeras prometieron hacer su mejor esfuerzo” Dijo Tania Hafif.

Tania es también una estudiante de medicina en México. “Le dije que considere unirse al equipo de Hadassah cuando ella terminara la escuela de medicina, como yo, ella puede venir a hacer su residencia, tal vez incluso se encargará de cuidar de los atletas en las futuras Maccabiadas”. Dijo el Dr. Fraind

Las Maccabiadas son una consecuencia de los clubes deportivos judíos de todo el mundo. Estos clubes surgieron en Europa a finales del sigo XIX porque los atletas judíos no podían participar en los clubes deportivos generales que estaban en Europa. Los clubes judíos llegaron a ser aun más populares en el vigésimo siglo, a menudo se adaptaban con temas sionistas.

Las primeras Maccabiadas se llevaron a cabo en Tel Aviv en 1932 y el segunda en 1935. La tercera Maccabiada fue planeada en 1935, pero el gobierno británico obligatorio lo canceló porque los funcionarios temían que los atletas judíos, que se enfrentaban al antisemitismo en Europa, quisieran quedarse. La mayor parte de los atletas judíos fueron asesinados en el Holocausto, pero la tradición de la Maccabiada fue revivida en el Estado de Israel en 1950. La creciente reunión de atletas judíos en Jerusalén se ha convertido en una expresión alegre y celebración del sionismo.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Pin on PinterestEmail this to someone